Marca páginas

lunes, 25 de enero de 2016

Relatos para el concurso de El Libro Del Escritor "Las Primeras hojas"

HOLA A TODOS/AS 
Puesto que el concurso de las primeras hojas de ELDE, ya ha finalizado y nos dan permiso para compartir nuestros relatos, os voy a dejar  aquí, los relatos con los que participé. Deciros que fue una experiencia maravillosa(yo no había participado nunca antes en concursos de relatos a nivel nacional)
Me lo pasé en grande, las pruebas de los logros sociales eran cada vez más ingeniosas jeje
En fin no me entretengo más, disfrutad de la lectura y comentad si queréis. ^^
Mi clasificación 


 Prueba uno: AVE CÉSAR

El relato tendrá los siguientes requisitos:

DDebe tener una extensión máxima de 150 palabras incluyendo el título.
DDeben aparecer romanos (protagonistas, secundarios, extras o de manera circunstancial).
DDebe estar escrito en primera persona.
DEl o los protagonistas deben estar comiendo.

Título
¿Libertad?
Relato
Víctor necesita ayuda para comer de nuevo. Solo él, se empeña en ser gladiador siendo un romano libre. “No se hacer otra cosa” me dijo una vez.
Noto su mano en mi muñeca, y le retiro la copa de vino de la boca.
 -Gracias Amia- Sigue comiendo despacio.
 Calista, termina de vendarle y sale del salón. Los guardias, cierran las cortinas. Víctor me muestra un higo. Yo niego con la cabeza, y frunce su entrecejo. Me lo acerca de nuevo.
-No mi señor, no tengo apetito.- Hace una mueca y se toca la cicatriz del labio.
-¿Ocurre algo, Amia? –
-Estoy preocupada, mi señor.- Suelta una risa…
-Hace una semana que eres libre, y sigues con eso... –
-Lo se, Mi...Víctor, pero... –
-No sabes hacer otra cosa…- Sonrío, y él me muestra de nuevo el higo, que cojo y me como...
- No sabemos hacer otra cosa, Amia. No sabemos…ser libres-


 PRUEBA  DOS: LLORANDO COMO UNA MAGDALENA

El relato tendrá los siguientes requisitos:

DDebe tener una extensión máxima de 200 palabras incluyendo el título.
DDeben ser de género romántico.
DDebe aparecer una magdalena con una vela.
DUn personaje tiene que estar llorando.

Título
Una mañana cualquiera
Relato
El aroma a café llega hasta mi nariz.
Alex lleva la rutina de cada día. Café, tostadas… <CRASHH>
Me río en la cama, algo ha tirado y farfulla…
Me levanto y voy hacia la cocina.
 -Buenos días pecotosa-
 Me acerco con cuidado, hay cerámica rota, por el suelo y solo llevo sus calcetines.
 -Feliz cumpleañ… -
-No lo digas… -Hace una mueca señalándome, su barba.
-Mira, una cana, 33 años y una cana- Aguantándome la risa, me pongo de puntillas y le beso.
 -Eres un poco hobbit, ¿te lo he dicho ya? –
-Y tú pareces un Uruk-hai y no me quejo.- Suelta una carcajada, y de un voleo, me sube a la encimera. Mordiéndome el cuello, me hace cosquillas. -Para,JAJA para, y abre la nevera-
 Ha quitado la ecografía de la puerta...estaba pegada y ya no…
Lloro agarrándome el abdomen. Alex me abraza.
-Rose no, tranquila era lo mejor… -
-Lo se pero… -
-Shh. Tranquila –
Su voz siempre me calma. Abre la nevera y saca la magdalena de chocolate con la vela.
-Odio el chocolate-
-Fue un antojo-
 Enciende la vela
-Feliz… -Niega
-Al menos pide un… -Sopla y me besa. Me la acerca y la mordemos.
 -Concedido-

 PRUEBA  TRES: ¡INVASIÓN!

El relato tendrá los siguientes requisitos:

DDebe tener una extensión máxima de 250 palabras incluyendo el título.
DDeben ser de género fantástico.
D Debe aparecer un elemento típico de la ciencia ficción.
DTiene que estar narrado en presente.

Título
Fuego
Relato
Otro día más a ocultarme.
 Pelo suelto, tapando mis orejas puntiagudas, guantes para… para lo de siempre, no quemar a nadie, no congelarlo, o no convertirlo en gas...
Hoy la casa esta sospechosamente tranquila. No se oyen los perros. No se oye la maquina de escribir de padre… ¿Qué ocurre?
 Bajo a la biblioteca, nadie… Salgo a la entrada. El espejo esta oscuro…Digo las palabras en Dunari:
-Eclereo, mati, nofre-
 Mis manos brillan, me quito los guantes, antes de que salgan ardiendo. La imagen difusa del Genio aparece.
-Peligro…Fuego…Dunarika…Azul… -
-¿Qué quiere decir eso? –
-Peligro… Fuego…Dunarika…Azul… -Lo repite de nuevo. Y se esfuma… Oigo gritos. Salgo al jardín y...
 -¡Por lo dioses! Hay fuego, y humo por doquier. –
NOOOOOO Se oyen gritos de niños, alaridos de mujeres…las campanas de la iglesia repican. Y ahora lo entiendo. Los magos, los Dunarika, han bajado a la ciudad, descubriéndonos a todos… Están matando a todo humano que se les cruza. Estúpidas varitas. Sin ellas no son nada. No nacieron con sangre pura, solo saben utilizar la madera del árbol Dunare… No encuentro a mi padre, solo caos.
Veo un fogonazo de luz. Seguido de otro. Y todo se queda en silencio… 
Una figura de azul, con un muñeco de metal andante, se acerca a mí.
-Lunare, estas a salvo-
 El muñeco hace ruiditos.
-Es un robot, tranquila, muy común de donde vengo. Mi reina, su padre no pudo ser salvado, pero vos estáis bien. –
-¿Reina? –
-Shh, ahora todo es confuso. Pronto lo entenderá-


Twitter: @IstharVegaLuna 

No hay comentarios:

Publicar un comentario